InicioSocialesFarmacias#AhoraArchivoHoróscoposBúsquedaRadiosHCDLAD.fmCampanaINFO
  Ir a la edicion del dia
DIARIO ZONAL DE LA MAÑANA
CAMPANA, BS. AS., ARGENTINA
viernes, 21/sep/2018 - 11:06
Edición Digital
20 ºC
Nubes dispersas
Locales Política y EconomíaLocales Info GeneralLocales PolicialesLocales EspectáculosNacionales
Google+
La Auténtica Defensa. Edición del domingo, 17/sep/2017.
Un Arranque que Ilusiona:
Villa Dálmine tuvo un sólido debut y comenzó con el pie derecho



Reducir tamaño del TextoAumentar tamaño del Texto



NOTICIA RELACIONADA:

Villa Dálmine: Renso, el regreso soñado

El Violeta venció 2-0 a Boca Unidos con goles de Pablo Burzio y Renso Pérez. En la próxima enfrenta a Quilmes como visitante.

Después del borrón, la cuenta nueva. Tras el final de un campeonato para el olvido, Villa Dálmine barajó de nuevo y, en la primera mano de la temporada 2017/18, las cartas le salieron ganadoras. Así, la cuenta nueva comenzó con tres puntos que, por el rendimiento del equipo, invitan a ilusionarse con la posibilidad de que el Violeta pueda desarrollar una campaña interesante en el siempre exigente Nacional B.

Fue triunfo 2-0 sobre Boca Unidos como local con goles del regresado Renso Pérez en el primer tiempo y de Pablo Burzio en el segundo. Pero, más allá del marcador, fue un triunfo gestado por una sólida actuación colectiva, con el orden que trata de impregnarle Felipe De la Riva a sus equipos, sin puntos flacos desde lo individual y ante un rival con nombres de jerarquía. Porque el elenco correntino contaba en su formación con jugadores de trayectoria como el arquero Hilario Navarro y los volantes Mario Bolatti y Osmar Ferreyra.

En la próxima fecha, el Violeta enfrentará como visitante a uno de los candidatos que tiene el campeonato: Quilmes. Pero lo hará con la tranquilidad de haber sumado de a tres en el debut y, sobre todo, con la confianza que le brindó la actuación que gestó este primer triunfo. Mantenerse por la buena senda para seguir creciendo será ahora su objetivo.

EL PARTIDO

Villa Dálmine salió al campo de juego con la formación que más trabajó Felipe De la Riva durante la pretemporada, aunque con Marcos Martinich en el lateral izquierdo en el lugar del lesionado Leandro Sapetti. Y de entrada fue intenso, presionando mucho en terreno rival, con activa participación de sus volantes, la conducción de Nicolás Sánchez y las subidas del lateral Franco Flores, quien continuamente trepó por su sector para incorporarse al ataque en esas primeras acciones del juego.

Así, el camino elegido por el Violeta en ese arranque fue la derecha, desde donde intentó con varios envíos al área, pero sin encontrar destinatarios para esos centros (generalmente mal ejecutados). Por eso, el experimentado Hilario Navarro recién tuvo trabajo cuando Jorge Córdoba probó de media distancia (no tuvo fuerza su remate) y cuando Pablo Burzio enganchó en la izquierda y buscó el segundo palo (en ésta, el arquero correntino dio un rebote largo que no pudo ser aprovechado por ninguno de los jugadores locales que llegaron al área).

En ese lapso, la formación de De la Riva mostró buenas credenciales desde las individualidades. Porque dejó entrever firmeza en la zaga central; evidenció la capacidad de los dos laterales para pasar al ataque; tuvo sapiencia en Papa para ser el punto de equilibrio; contó con buen manejo en el mediocampo; aprovechó a Sánchez como conductor; y buscó como socio a Córdoba, quien pivoteó correctamente en un par de ocasiones. La verticalidad apareció con los desmarques de Burzio y con la facilidad que tienen Renso Pérez y Ramiro López para llegar al área rival.

Igualmente, después de ese impulso inicial del elenco campanense, Boca Unidos se acomodó mejor en el campo y emparejó tanto la disputa territorial como la tenencia del balón, apoyándose en la jerarquía de Bolatti y Ferreyra. El zurdo, ex River e Independiente, asumió la manija del elenco correntino y lo fue sacando de la presión que le había impuesto el Violeta.

Entonces, el partido entró en una meseta en la que la visita empezó a explorar espacios en ofensiva, aunque sin generar mayor peligro que algún rebote dentro del área de Perafan. Por eso, lo más relevante de esos minutos ocurrió en el otro arco: un cabezazo de Celaya que salió pegado al palo de Hilario Navarro.

Este contexto del partido permitió la gestación del primer gol de Villa Dálmine, que encontró espacios en un contragolpe que comandó Burzio por izquierda. Su centro bajo fue imperfecto, pero cruzó el área chica y, tras la pifia de un defensor, apareció, como si nunca se hubiera ido, Renso Pérez para empujar el balón de zurda contra el palo (la pelota pegó en la parte interna del caño y se metió).

El gol le brindó tranquilidad al Violeta, que cerró espacios hacia atrás. Y en ese retroceso, cayó en el error que no debía cometer: foules en las inmediaciones del área. Por eso, el "Malevo" Ferreyra contó con una gran oportunidad casi desde el vértice. Afortunadamente, Perafan estuvo seguro para arrojarse contra su palo izquierdo y enviar el balón al corner. El "1" ofreció buenas respuestas en las pelotas que le llegaron al arco y, así, los dirigidos por De la Riva pudieron cerrar el primer tiempo en ventaja.

En el segundo, Villa Dálmine salió a trabajar el encuentro y a tratar de aprovechar los espacios que pudieran ir surgiendo. Y ésa fue la fórmula del 2-0: Nicolás Sánchez (de buen partido) se tiró al piso y recuperó; y Ramiro López habilitó luego de gran manera a Burzio, quien controló el balón, ingresó al área por el centro y tras dos enganches sorprendió a Hilario Navarro con una definición baja al palo derecho del arquero correntino.

Claro: antes, el Violeta necesitó también de la fortuna para sostener el 1-0. Porque apenas habían transcurrido algunos minutos del complemento cuando Julio Cáceres logró hacerse de una pelota dividida, acomodarse de frente al arco y sacar un furibundo remate que se estrelló en el travesaño de Perafan. Fue la mejor chance que tuvo Boca Unidos. Y también un guiño al equipo de nuestra ciudad, porque el rebote pudo, tranquilamente, haberle jugado una mala pasada al arquero.

Y en esas dos acciones está también el resumen de la segunda parte del encuentro. Porque Villa Dálmine cumplió con la idea que seguramente pensó en el entretiempo, mientras que Boca Unidos, a pesar de la jerarquía que imponían algunos de sus nombres, se fue apagando con el correr de los minutos, por la solidez Violeta y quizás también preso de la impotencia de aquella chance que se estrelló contra el travesaño de Perafan.

Entonces, tras el pitazo final de Arasa, pasó un arranque muy bueno para el equipo de nuestra ciudad. Porque mostró orden y, sobre todo, porque también mostró que tiene jerarquía individual para jugar en el mediocampo y para desnivelar en los metros finales. Claro está: la real virtud será poder sostener y potenciar eso en el tiempo y a lo largo de un campeonato de muchísima exigencia. Pero este primer paso permite abrirle la puerta al optimismo. Y a la ilusión también.


SÍNTESIS DEL PARTIDO

VILLA DÁLMINE (2): Martín Perafán; Franco Flores, Fernando Alarcón, Juan Celaya, Marcos Martinich; Renso Pérez, Gonzalo Papa, Ramiro López; Nicolás Sánchez; Pablo Burzio y Jorge Córdoba. DT: Felipe De la Riva. SUPLENTES: Sebastián Blázquez, Marcelo Tinari, Federico Recalde, Horacio Falcón, Federico Jourdan, Juan Manuel Mazzocchi y Santiago Giordana.

BOCA UNIDOS (0): Hilario Navarro; Rolando Ricardone, Ricardo Martínez, Gustavo Morales, Leonardo Baroni; Germán Rodríguez, Mario Bolatti, Osmar Ferreyra, Diego Sosa; Gonzalo Ríos y Julio Cáceres. DT: Christian Bassedas. SUPLENTES: Arnaldo Giménez, Fernando Allocco, Diego Sánchez Paredes, Germán Herrera, Gabriel Morales, Ramiro Maldonado e Ignacio Valsangiácomo.

GOLES: ST 32m Renso Pérez (VD). ST 24m Pablo Burzio (VD). CAMBIOS: ST 15m Maldonado x Ríos (BU); 17m Giordana x Córdoba (VD); 23m Herrera x Rodríguez (BU); 28m Recalde x Sánchez (VD); 31m Valsangiacomo x Cáceres (BU); 42m Jourdan x López (VD). AMONESTADOS: Flores (VD); Martínez y Herrera (BU). EXP: ST 34m Ricardone (BU). CANCHA: Villa Dálmine. ARBITRO: Nazareno Arasa.


RENSO PÉREZ LLEGA PARA DEFINIR EL CENTRO DE PABLO BURZIO Y MARCAR EL PRIMER GOL DE LA TARDE.


PARTICIPATIVO. EL CORDOBÉS PABLO BURZIO ENVIÓ EL CENTRO EN EL PRIMER GOL Y LUEGO CONVIRTIÓ EL SEGUNDO.


TITULARES. SOLO BURZIO SE MANTUVO EN EL 11 RESPECTO AL CAMPEONATO ANTERIOR.


UNA DECENA DE DEBUTS

La profunda renovación que se dio en el plantel de Villa Dálmine quedó evidenciada ayer en los diez debuts que se registraron en el club: Martín Perafan, Franco Flores, Fernando Alarcón, Marcos Martinich, Gonzalo Papa, Ramiro López (foto), Nicolás Sánchez, Jorge Córdoba, Santiago Giordana y Federico Jourdan vistieron la camiseta Violeta por primera vez.


UNA DECENA DE DEBUTS



 

Un Arranque que Ilusiona:
Villa Dálmine tuvo un sólido debut y comenzó con el pie derecho
Click en el botón para publicar una interacción con la noticia:






COMUNIDAD LAD:
#Ahora
@LADdigital
#CampaBA
#VillaDalmine
ECOSISTEMA LAD:
LAD.fm
CampanaINFO.com
Radios locales
Sociales de LAD
WEBS AMIGAS:
Fabiana Daversa
Clasificados Campana
Publicidad Local
Semanario del Pescador
CIUDAD CAMPANA:
Campana.gov.ar
@CampanaGov
Listas Twitter
Portal de Campana
 
Av. Ing. Rocca 161 (2804) Campana - Provincia de Buenos Aires
Tel: 03489-423631 - E-mail: info@laautenticadefensa.com.ar
WhatsApp: +54 9 3489 488321.-