InicioSocialesFarmacias#AhoraArchivoHoróscoposBúsquedaRadiosHCDLAD.fmCampanaINFO
 
Ir a la edicion del dia
DIARIO ZONAL DE LA MAÑANA
CAMPANA, BS. AS., ARGENTINA
lunes, 17/dic/2018 - 02:15
Edición Digital
22 ºC
Muy nuboso con lluvias
Locales Política y EconomíaLocales Info GeneralLocales PolicialesLocales EspectáculosNacionales
Google+
La Auténtica Defensa. Edición del domingo, 29/oct/2017.
"No estamos para compartir un contenido muerto, sino para despertar una pasión en alguien"



Reducir tamaño del TextoAumentar tamaño del Texto



"La innovación está en el pequeño detalle: cómo escuchar, que las clases sean un espacio de investigación y no de reproducción de contenido, que el alumno este motivado y que encuentre en la escuela un disfrute del aprender".

Alfredo Vota, Director General del Centro de Innovación Educativa Dante Alighieri (CIEDA), participó y aportó su experiencia en el libro "50 innovaciones educativas para escuelas", editado por el CIPPEC. "Hoy lo que necesitamos es que los chicos tengan habilidades para resolver los problemas que el mundo contemporáneo presenta, y eso implica otra didáctica", asegura.

El Director General del Centro de Innovación Educativa Dante Alighieri (CIEDA), Alfredo Vota, fue elegido por el Centro de Implementación de Políticas Públicas para la Equidad y el Crecimiento (CIPPEC) para participar de un libro sobre innovaciones educativas. "Lo que más me gusta del concepto de innovación es esta idea que trae de despertarle una pasión a los alumnos y que esa pasión sea perdurable", aseguró en diálogo con LAD.

Denominado "50 innovaciones educativas para escuelas" y editado por el CIPPEC, la obra reúne justamente medio centenar de propuestas para mejorar la practicas educativas contemporáneas.

"En un mundo lleno de miradas catastrofistas sobre la educación, este libro está lleno de esperanzas practicables. Sigue la línea de trabajos anteriores (…) que buscan combatir las desigualdades con herramientas concretas que salen de las prácticas y vuelven a ellas. Es un libro para extender los horizontes de innovación de los educadores, otra forma de ampliar los mundos de aprendizaje de sus alumnos", explica en su introducción.

Vota comparte cinco de esas 50 innovaciones, dos de las cuales ya se implementan en la Unidad Académica Dante Alighieri: una es la "Semana Internacional de las Ciencias, las Artes y el Deporte" y la otra se denomina "Interacción Constructiva". El Director General del CIEDA definió a ambas como "lo más parecido a lo que la escuela debería ser".

"La Semana busca desestructurar el día a día escolar y hacer converger diferentes proyectos en una gran muestra, similar a un congreso juvenil, que permita trascender los límites del aula", resume en el libro.

Mientras que la "Interacción Constructiva" sería una "metodología que utiliza temas pertinentes para promover un rol activo de los estudiantes como sujetos de su propio proceso de aprendizaje".

-¿Cómo surgió la posibilidad de participar del libro?

-El año pasado nos convocó el CIPPEC que en ese momento estaba dirigido por Axel Rivas, que ahora se fue a la Universidad de San Andrés. Cuando vino acá y vio lo que estábamos haciendo me convocó. Participé de un congreso y de otros escritos que estuve armando para el CIPEC. Grabamos un par de videos instructivos para la página que se llama "300 Clases" en los cuales hablan especialistas sobre educación. A partir de ahí empecé a trabajar con el CIPPEC, y en esta oportunidad nos llamaron a seis especialistas para que investigáramos sobre innovaciones educativas puntuales, que se hayan aplicado en el país o en países limítrofes. (Se trata de) Proponer recetas que vos puedas usar. Cada uno discute qué es el concepto de innovación y, a partir de ahí, empezamos a buscar innovaciones, y de ese libro salieron 50. Al final tiene algunas propuestas de avance que no logran ser innovación, pero sí ayudan a mejorar.

-¿Qué destaca del libro?

-Creo que lo más interesante del libro es primero el concepto de innovación, que es un concepto del cual se habla mucho, pero está muy poco definido. Y lo que más me gusta del concepto es esta idea que trae en la educación de despertarle una pasión a los alumnos y que esa pasión sea perdurable, que es algo que los educadores a veces olvidamos. No estamos para compartir un contenido muerto sino para despertar una pasión en alguien. Eso me parece que es súper interesante. También me parece muy destacable que las innovaciones que traemos son posibles de aplicar. De hecho, el último punto de cada innovación es cómo se podría transferir o rearmar en otra situación.

-¿Qué significa en lo personal haber participado de este libro?

-Cuando me llamaron fue súper interesante porque el equipo era de mucha trayectoria, por lo que para mí solo el hecho de participar era un orgullo. (Había) Gente que respetaba y de la que aprendí mucho, como Inés Aguerrondo y Rebeca Anijovich, a quienes había leído. Y después, pude poner cuestiones que he vivido; la mayoría de los autores que estaban ahí ponían cosas vividas por otros, y a mí lo que me pareció súper interesante es que podía traer vivencias hechas por nosotros, por nuestro equipo como institución y escuela, y eso hacía más poderosa la presentación. Era como un testigo de primera mano. Me parece que el libro es un anclaje importante de la idea que nosotros estamos transmitiendo en CIEDA. Este es un centro de innovación educativa que tiene básicamente la idea de transformar la educación y de cambiar la escuela. Dentro de su proyecto hay un profesorado, como una herramienta concreta para cambiar la educación, pero busca otras herramientas para transformar a los docentes en ejercicio. Por eso esta idea de hacer un libro con 50 recetas para cambiar la educación, y que CIEDA o un miembro de CIEDA sea tenido en cuenta para participar del proyecto, también nos hace cercana esa posibilidad de que en Campana se constituya un espacio similar al CIPPEC para que sea referente zonal para repensar la educación.

-Se habla mucho de reforma educativa, ¿por dónde habría que encararla, teniendo el concepto de innovación a mano?

-Esa misma pregunta nos la hicieron cuando hicimos la presentación del libro que hicimos en la biblioteca del Palacio Sarmiento del Ministerio de Educación. Para mí, hay dos puntos nodales de la transformación educativa. Uno es el rol de la educación, qué es educar en el siglo XXI, que es transferir habilidades y competencias en los alumnos en vez de contenidos. En el siglo XIX uno imaginaba que lo que necesitaba era que el chico aprendiera una serie de contenidos y que los repitiera. Hoy lo que necesitamos es que tenga habilidades para resolver los problemas que el mundo contemporáneo presenta, y eso implica otra didáctica. La del siglo XIX, que muchas veces es la que la escuela actual replica, es una memorística, repetitiva, de una verdad única que es la que trae el docente. Y la didáctica que requiere el siglo XXI es una que resuelve problemas, que busca la creatividad de las personas, que busca generar competencias y habilidades (comunicativas, de trabajo en equipo). Es otra cosa. Y lo primero que tenemos que reformar es lo que pasa adentro del colegio. Y para que eso cambie, dentro del colegio tienen que cambiar los docentes. Por eso CIEDA, se aboca a formar a los docentes en ejercicio y nuevos, porque los docentes no están preparados para este tipo de lógica porque fueron formados en otra. Entonces se necesitan otros espacios de formación para repensar y resetear la escuela y la cabeza de los docentes.

-Las escuelas no escapan al contexto social en el que están inmersas. Teniendo en cuenta esto, ¿cómo le recomendarías a un docente que aborde este libro?

-Que lo aborde como un libro de recetas, a ver qué le gusta, qué puede aplicar. Lo va a sentir muy cercano. Justamente la innovación está en el pequeño detalle: cómo escuchar, que las clases sean un espacio de investigación y no de reproducción de contenido, que el alumno este motivado y que encuentre en la escuela un disfrute del aprender. Me parece que los deportes son una buena metáfora para pensar el colegio. Uno cuando hace deporte muchas veces se siente exigido, frustrado porque pierde, contento porque triunfa, siente que no dio lo mejor, a veces sí, otras no. Eso no significa que uno no vaya contento a ejercer ese deporte. Lo mismo tiene que pasar en la escuela. No es estar contentos porque todo tiene que ser fácil: ese estar contentos significa que uno tiene que desafiarse, desafiar a los alumnos y permitir que los alumnos se frustren también y que salgan adelante, y que estén contentos con los logros que adquieren.


VOTA LE APORTÓ A LA OBRA DOS INICIATIVAS QUE YA SE REALIZAN EN EL COLEGIO DANTE ALIGHIERI.



 

"No estamos para compartir un contenido muerto, sino para despertar una pasión en alguien"
Click en el botón para publicar una interacción con la noticia:







COMUNIDAD LAD:
#Ahora
@LADdigital
#CampaBA
#VillaDalmine
ECOSISTEMA LAD:
LAD.fm
CampanaINFO.com
Radios locales
Sociales de LAD
WEBS AMIGAS:
Fabiana Daversa
Clasificados Campana
Publicidad Local
Semanario del Pescador
CIUDAD CAMPANA:
Campana.gov.ar
@CampanaGov
Listas Twitter
Portal de Campana
 
Av. Ing. Rocca 161 (2804) Campana - Provincia de Buenos Aires
Tel: 03489-423631 - E-mail: info@laautenticadefensa.com.ar
WhatsApp: +54 9 3489 488321.-