InicioSocialesFarmacias#AhoraArchivoHoróscoposBúsquedaRadiosHCDLAD.fmCampanaINFO
 
Ir a la edicion del dia
DIARIO ZONAL DE LA MAÑANA
CAMPANA, BS. AS., ARGENTINA
sábado, 23/jun/2018 - 09:02
Edición Digital
8 ºC
Despejado
Locales Política y EconomíaLocales Info GeneralLocales PolicialesLocales EspectáculosNacionales
Google+
La Auténtica Defensa. Edición del domingo, 25/feb/2018.
Un peruano suelto en Campana



Reducir tamaño del TextoAumentar tamaño del Texto


FICHA TÉCNICA

Nombre y apellido: Jorge Isidoro Benítez Morales

Fecha y lugar de nacimiento: 25 de mayo de 1942, en Lima (Perú).

Trayectoria: Reserva de Boca Jrs; Villa Dálmine; Deportivo Quito; Philadelphia Ukranian Nationals; Boston Tigers; Los Ángeles Wolves; y Kansas City Spurs; Selección de Estados Unidos.

En Villa Dálmine: 55 partidos, 24 goles. Campeón de Primera C 1963.

Debut en Villa Dálmine: el 23/03/1963, en el triunfo 4-0 sobre Excursionistas.

Jorge Benítez Morales es una leyenda de los primeros años de Villa Dálmine en AFA. Fue figura del equipo campeón de 1963 y, para muchos, uno de los mejores jugadores que vistió la camiseta Violeta. Afincado en Estados Unidos, se encuentra de visita en nuestra ciudad y LAD tuvo la oportunidad de compartir con él una mesa repleta de fútbol y anécdotas.

Una mañana de verano, una mesa de café campanense se llena de fútbol y se tiñe de Violeta. Pero la charla no transcurre en torno al buen momento de Villa Dálmine en el campeonato del Nacional B, sino alrededor de un peruano de 75 años con rasgos de leyenda para nuestra ciudad: Jorge Isidoro Benítez Morales.

Nació el 15 de mayo de 1942 en Lima (capital de Perú), en una familia de "obreros y deportistas". Y en 1963, cuando todavía tenía 20 años, llegó a Campana desde la Reserva de Boca Juniors para reforzar al equipo de Villa Dálmine que se preparaba para afrontar el Torneo de Primera C de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA).

"Los que lo vieron jugar dicen que fue uno de los mejores futbolistas que vistió la camiseta Violeta. El peruano era un virtuoso con la pelota". Así lo describe Sergio Karnincic en su libro "Violeta el Corazón".

En tanto, Héctor Taborda lo recuerda como el hombre "del caño", pero "también de la rabona, el pase justo o el remate con destino de red".

"Cuando escucho lo que dicen de mí, no lo puedo creer. Yo no sé si jugaba tanto, era un jugador de potrero. Y tuve la suerte de tener entrenadores que me empujaron a ser mejor jugador", se desmarca Benítez con humildad.

Con 17 goles, el peruano fue el máximo artillero del equipo de Villa Dálmine que logró el ascenso a la Primera B (segunda división de AFA) en 1963 luego de coronarse campeón tras vencer en aquella recordada final frente a All Boys.

Sin embargo, esa definición es un mal recuerdo para Benítez. "En el último partido antes de la final (NdR: frente a Barracas Central), el árbitro estaba arreglado. Se ve que le habían dicho que yo no tenía que estar en la final y me expulsó por nada. Por eso no pude jugar contra All Boys ninguno de los dos partidos", recuerda con indignación. "En mi lugar entró Rabito (Juan Carlos Domínguez), que terminó marcando el gol del ascenso en cancha de Huracán", agrega con muy buena memoria.

Aquella temporada 1963 dejaría también un partido que para muchos entregó la mejor actuación colectiva e individual de Villa Dálmine: el 13 de julio de ese año, como local, el Violeta goleó 9 a 1 a Colón de Santa Fe y el "Negro" Benítez marcó cinco goles. Sí, leyó bien: cinco goles.

"Y eso que lo marcaba el "Pato" Pastoriza", advierte Miguel Matko, presente en esa mesa que genera infinidad de recuerdos y a la que también se suma otro ex jugador como Juan Gerlo.

"Después, en la revancha en Santa Fe, no me dejaron jugar. Me mataron a gomerazos", rememora Benítez con una sonrisa sobre la derrota 3-1 de la segunda rueda, cuando igualmente le marcó otro gol a Colón.

Matko, que jugó en Villa Dálmine entre 1969 y 1971, también guarda su anécdota como rival de Benítez. Corría el año 1964, jugaba en Argentino de Quilmes y en la previa al enfrentamiento con el Violeta, su técnico José Mauri le advirtió sobre la calidad técnica y la capacidad goleadora del peruano. "Quédese tranquilo Pepe que lo voy a marcar bien", le dijo Matko al entrenador el día anterior al partido.

"A los 5 minutos ya perdíamos 1 a 0 con gol suyo", se ríe Miguel 54 años después.

Luego de dos años en Villa Dálmine, Benítez regresó a Boca, donde no encontró lugar como en su momento sí lo hizo su hermano Víctor (siete años mayor), un incansable mediocampista que le marcó goles a River y que posteriormente siguió su carrera en el Milan de Italia.

"Allá fue campeón de Europa en 1963", lo destaca Jorge. "En la final (frente al Benfica) anuló al portugués Eusebio, que después sería goleador del Mundial de Inglaterra 1966", agrega con orgullo, al tiempo que muestra fotos en su teléfono del reciente homenaje que el Milan le rindió a Víctor por aquel título.

Pero, "¿quién era el mejor de los hermanos?", pregunta LAD desde su rincón.

"Hay versiones", se ataja Jorge. "Él es más famoso, pero hay quienes dicen que yo jugaba mejor", cuenta sin poder disimular la pícara sonrisa.

Sin lugar en Boca, el talento de Jorge llamó la atención del Barcelona de Guayaquil. "Armando (presidente del Xeneize) pedía 30 millones y no hubo acuerdo. Así que finalmente me incorporé a préstamo al Deportivo Quito", recuerda.

De ese equipo terminó escapando hacia Estados Unidos, donde jugó los años siguientes con mucho éxito (lo hizo en Philadelphia, Boston, Kansas City y Los Angeles). Fue goleador, campeón y hasta lo nacionalizaron estadounidense para sumarlo a la Selección que disputó las Eliminatorias para el Mundial de Alemana 1974. Finalmente se afincó en California, donde formó familia con la ítalo-campanense Rosa Emilia Chiesa, a quien conoció en nuestra ciudad en "¡un campeonato de canasta!", según aporta su concuñado Marcos, otro presente en esa mesa de café que queda hipnotizada ante las historias de Benítez.

Y no es para menos, porque el peruano hasta tuvo el privilegio de haber disfrutado momentos con Pelé en Estados Unidos. "Yo vivía solo y compartía equipo con varios brasileños, algunos que habían sido compañeros de Selección de Pelé, como Orlando. Y el único soltero era yo. Por eso, cuando Pelé venía a jugar, nos reuníamos en mi departamento", explica.

Así, yendo y viniendo por diferentes historias, en algún momento de la charla, como era de esperar, surge el debate entre "el fútbol de antes" y "el de ahora".

"Al Negro Montero había que marcarlo, a Cesario... Toda esa gente eran grandes jugadores", dice Matko.

"Pero no era un fútbol de sacrificio, no había que correr. A la velocidad de ahora nunca jugamos", aclara Gerlo.

"Los pases que dan ahora, yo no sé si podría haberlos hecho. Pero si tenés dominio de pelota podés seguir el ritmo. Aunque el fútbol de ahora es muy rápido", asiente Benítez.

En ese tren, la charla avanza también hacia esa discusión eterna sobre quién es el mejor jugador de la historia. "Si vos preguntás Pelé o Maradona, yo te respondo Pelé", arranca el peruano. "Pero si vos me preguntás Pelé, Maradona o Messi, yo elijo a Messi. Nunca vi a nadie jugar a esa velocidad, con ese talento y ser capaz de lo que hace este chico. Yo era fanático del Real Madrid, pero desde que juega Messi, empecé a seguir a Barcelona", enfatiza Benítez, quien se reconoce "admirador" del fútbol europeo.

Y así, entre cafés, opiniones, nombres propios y anécdotas la charla va encontrando, un límite cuando el mediodía queda atrás. Entonces, Benítez le consulta a Gerlo sobre si "la barra" se sigue reuniendo. Obtiene una respuesta positiva y promete su presencia en el próximo encuentro porque se quedará hasta marzo en nuestra ciudad.

"Más que compañeros éramos todos amigos", asegura, volviendo a aquellos dos años que pasó en Villa Dálmine y que le dieron rasgos de leyenda en Campana.


HISTORIAS. JORGE BENÍTEZ ESCUCHA A MIGUEL MATKO DURANTE UNA DE LAS TANTAS ANÉCDOTAS QUE SURGIERON EN SU REENCUENTRO CON AMIGOS Y EX COMPAÑEROS.


ABRAZO. CON JUAN GERLO, EL PERUANO BENÍTEZ COMPARTIÓ EQUIPO EN LA TEMPORADA 1963.

 

Un peruano suelto en Campana
Click en el botón para publicar una interacción con la noticia:






COMUNIDAD LAD:
#Ahora
@LADdigital
#CampaBA
#VillaDalmine
ECOSISTEMA LAD:
LAD.fm
CampanaINFO.com
Radios locales
Sociales de LAD
WEBS AMIGAS:
Fabiana Daversa
Clasificados Campana
Publicidad Local
Semanario del Pescador
CIUDAD CAMPANA:
Campana.gov.ar
@CampanaGov
Listas Twitter
Portal de Campana
 
Av. Ing. Rocca 161 (2804) Campana - Provincia de Buenos Aires
Tel./Fax: 03489-423631 - E-mail: info@laautenticadefensa.net