InicioSocialesFarmacias#AhoraArchivoHoróscoposBúsquedaRadiosHCDLAD.fmCampanaINFO
  Ir a la edicion del dia
DIARIO ZONAL DE LA MAÑANA
CAMPANA, BS. AS., ARGENTINA
miércoles, 23/sep/2020 - 09:44
Edición Digital
Parcialmente nuboso
14ºC Viento del Nordeste a 7Km/h
Parcialmente nuboso
Locales Política y EconomíaLocales Info GeneralLocales PolicialesLocales EspectáculosNacionales
Twitter Facebook
La Auténtica Defensa. Edición del domingo, 19/ene/2020.

Opinión:
Lo que fue, puede volver a ser
Por Arq. Jorge Bader




Reducir tamaño del TextoAumentar tamaño del Texto




Jorge Bader

El planeamiento de nuestra ciudad tuvo sus orígenes como disciplina pública en el año 1978 aproximadamente cuando el Gobierno militar de aquella época, dictó el Decreto Ley 8912 como manifiesto de organización territorial de la Provincia de Buenos Aires.

Así a la luz de esta intención de ordenamiento territorial, aparecieron en las municipalidades oficinas dedicadas a transmitir los conceptos de ordenamiento de la ley y a aplicar algunos de sus considerandos traducidos en ordenanzas locales. De esa forma en Campana se dictó lo que se llamó Ordenanza de delimitación Preliminar de Áreas, algo así como cortar la ciudad como una pizza diciendo qué se podía hacer o no en cada porción.

En el 1983 con el advenimiento de la democracia, la Dirección de Ordenamiento Urbano de la Provincia, ente dedicado a la vigilancia y aplicación de aquel Decreto Ley, se transformó en el ámbito de análisis del planeamiento provincial, y en el nuevo contexto político participativo, pasó a ser el organizador de las Direcciones de Planeamiento locales. Yo soy producto de esa circunstancia ya que me tocó ser el primer Director de Planeamiento de la nueva democracia, joven con 27 o 28 años, y obviamente en el inicio de mi profesión. En ese momento se discutió y se llevó adelante la confección de lo que posteriormente en el año 1984 se llamó Código de Planeamiento de la ciudad de Campana, según la Ordenanza 1812/84. Esto ya lo conté varias veces, pero por repetido no deja de tener el peso específico que le corresponde, debo decir que nuestro Código fue uno de los primeros de la Provincia, y durante mucho tiempo posterior unos de los únicos 7 códigos aprobados por la administración central. Cuando se puso en vigencia, expuse en el Concejo Deliberante, que esa ordenanza adoptaba el concepto de Código ya que era un digesto dinámico que debía revisarse periódicamente en función de la evolución de la ciudad. Tanto es así que la recomendación de la Dirección de Ordenamiento Urbano de la Provincia era la de asistir a los municipios en el análisis de esas dinámicas para trasladarlas a lo que en aquella época se llamaba Plan Director. Plan que nunca fue, más allá de las múltiples administraciones que fueron pasando por la historia local.

Las revisiones lejos de ser una adecuación a las nuevas circunstancias se interpretaron como una suerte de correcciones al código, sin interpretar que la dinámica de la ciudad exigía esas adecuaciones por su propio desarrollo, tanto como sucede en nuestras propias historias personales donde la adaptación al cambio forma parte de nuestras fortalezas. Solo hubo un intento de abordar la cuestión urbana como eje de pensamiento en el Plan estratégico, si bien la amplitud de posiciones y de áreas abarcadas hizo que lo urbano fuera solo una parte no profundizada en la medida que debía haber sido.

Vale como crítica después de muchos años, aunque la lectura es que a la luz de las ausencias posteriores de estrategias de razonamiento y planificación objetiva, lo que nos queda es aquel recuerdo de un intento valeroso que también quedó en gran medida, en los papeles. Esto fue nuestro Código inicial con sus beneficios y sus perjuicios, pero lo cierto es que era un Código que en lo dispositivo permitía más libertades creativas en el desarrollo edilicio que el que posteriormente se planteó, como una instancia superadora. Más restrictivo y contradictorio no es mejor ni necesariamente implica un beneficio.

A la luz de los hechos la consecuencia está a la vista. Sumado a la crisis de la construcción, la crisis financiera global, y la eterna crisis argentina, el Código actual profundiza las limitaciones contradictorias, y abunda en restricciones incongruentes, que lo único que han cosechado hasta la fecha es la crítica unánime de quienes lo sufren, o sea toda la población porque quien quiere ampliar su vivienda para simplemente agregar un departamento para sus hijos en planta alta tiene que demoler el living de su casa para proveerle una cochera adicional, entre otros divagues inexplicables. Que mayor incongruencia puede ser el hecho de aumentar las densidades poblacionales en varios sectores urbanos, en el argumento de favorecer el crecimiento edilicio como consecuencia del aumento de la población y la apetencia por ocupar el centro urbano, y como contrapartida, ponerle una tapa con la limitación de alturas edilicias incoordinadas con los otros indicadores. Máxime considerando que el aumento de esas densidades significó dos años de tramitaciones intensivas en la autoridad de aplicación provincial. Cual fue la lógica de esa decisión.

Declamar una actitud permisiva y aplicar una actitud restrictiva, es al menos una incoherencia inexplicable dentro de la lógica racional. Este Código que es objetivamente una desventura, representó la pérdida de tiempo e inversión más dura de la historia local.

Hoy se cuestiona y se plantea la redefinición de ese instrumento y en muchos aspectos la instancia más superadora es quizás la vuelta a aquel Código inicial, donde las restricciones cumplimentaban los postulados de la Ley de uso del suelo, que por más que se cuestionen, ha sobrevivido 42 años inmanente.

Por último, el planeamiento debe ser una herramienta posibilitante que equilibra las cuestiones de intereses públicos y privados, pero sobre todo debe generar instrumentos consensuados que permitan liberar las energías creativas y productivas de una sociedad.


Arq. Jorge Bader - Matrícula CAPBA 4015


 

Opinión:
Lo que fue, puede volver a ser
Por Arq. Jorge Bader
Click en el botón para publicar una interacción con la noticia:

Te puede interesar






COMUNIDAD LAD:
#Ahora
@LADdigital
#CampaBA
#VillaDalmine
ECOSISTEMA LAD:
LAD.fm
CampanaINFO.com
Radios locales
Sociales de LAD
WEBS AMIGAS:
Fabiana Daversa
Clasificados Campana
Publicidad Local
Semanario del Pescador
CIUDAD CAMPANA:
Campana.gov.ar
@CampanaGov
Listas Twitter
Portal de Campana
 
Av. Ing. Rocca 161 (2804) Campana - Provincia de Buenos Aires
Tel: 03489-423631 - E-mail: info@laautenticadefensa.com.ar
WhatsApp: +54 9 3489 488321.-