InicioSocialesFarmacias#AhoraArchivoHoróscoposBúsquedaRadiosHCDLAD.fmCampanaINFO
  Ir a la edicion del dia
DIARIO ZONAL DE LA MAÑANA
CAMPANA, BS. AS., ARGENTINA
domingo, 09/ago/2020 - 10:35
Edición Digital
Locales Política y EconomíaLocales Info GeneralLocales PolicialesLocales EspectáculosNacionales
Twitter Facebook
La Auténtica Defensa. Edición del jueves, 06/feb/2020.

La Interferencia
Por Renato Graziosi




Reducir tamaño del TextoAumentar tamaño del Texto




Hace ya unos cuantos años atrás cuando escuchábamos la radio y cambiábamos de emisora nos servíamos de una perilla para mover el dial lo cual solía producir un ruido molesto: una interferencia, que no es otra cosa que un cruce de ondas de radio o sea una mezcla de energías.

Nosotros, los humanos, también estamos expuestos a las interferencias y sobre todo los jóvenes de hoy, bombardeados por los medios de comunicación y las redes sociales las 24 horas del día con información tendenciosa , produciendo tanto "ruido" que ya no les permite distinguir qué es lo correcto y lo que no.

Por estos días estamos viviendo la triste noticia de los jóvenes rugbiers que golpearon a Fernando Báez hasta provocarle la muerte. Y, sinceramente, considero que más allá de la pena que deban pagar por semejante atrocidad, se trata de un ejemplo extremo de interferencia. Estos muchachos, mayores de edad, y de familias medianamente acomodadas, también son víctimas de la era de las comunicaciones y su interferencia.

Antes de entrar en esta reflexión filosófica, es importante comprender que en un deporte tan exigente como el Rugby (o el Karate, que es mi especialidad) o cualquier otro de las mismas características, necesita de un cuerpo extremadamente entrenado con aptitudes físicas por encima de lo normal. En el caso de un rugbier aún más, al entrenar para el contacto pleno. Entonces, el cuerpo se convierte en algo poderoso y eso lo capta la mente que se mueve según lo aprendido en las prácticas, o sea: físico y mente se unen en una energía de poder extremo para afrontar un desafío en el campo de juego.

Confucio decía: "Dímelo y lo olvidare, muéstramelo y lo recordaré, involúcrame y lo aprenderé". Para mí, estas sabias palabras son aplicables a que todo lo que hagas con la integridad de tu cuerpo y alma que se replicará tanto en un partido, o en el simple acto cotidiano de como cruzar una calle para tomar el colectivo.

Hasta aquí todo está bien. El problema es cuando la interferencia, no deja ver la diferencia entre un partido con reglas y la vida diaria. Es entonces cuando la distorsión causa efectos dolorosos.

El Rugby, además de un deporte, es un método de educación y crecimiento personal con bases profundas en la disciplina, la pasión, la solidaridad, el respeto y la integridad, valores que compartimos con la actividad que yo desarrollo, el Karate, aunque no entiendo mucho algunas costumbres de este deporte , como por ejemplo los famosos Hakas de los All Blacks que es muy vistoso y espectacular, pero en esa acción están literalmente ofendiendo con palabras y gestos a sus eventuales rivales, o el 3er tiempo tan ponderado y creo bueno hasta el momento que se superan los límites del alcohol que aturde los sentidos por lo tanto ya no se es consciente de actos y palabras: entonces allí, en ese punto, son todos amigos o terminan a las trompadas. Tal vez, en sus países de origen la cultura propia naturaliza estos usos, y no es más que una tradición y se queda en un acto folklórico.

Pero, ¿Cómo hace un joven de nuestras latitudes y sobre todo de la Argentina donde la realidad supera a toda ficción, para entender la palabra disciplina, si continuamente se idolatra al libertinaje exaltando los personajes que de disciplina y conceptos éticos nada saben? ¿Cómo pueden entender la definición de pasión, cuando se la confunde con agresión en pos de defender tus colores? ¿Cómo pueden entender la solidaridad si el egocentrismo se lo disfraza de autoestima desmedida? ¿Cómo saben si el respeto es lo que se les debe a sus mayores y autoridades si sus mayores y autoridades no los respetan ni siquiera marcándole con ejemplo? ¿Cómo hacen a saber ser íntegros si la dignidad está en desuso?

En estas embarraderas se salen de la huella y allí es donde los padres y los formadores debemos marcar el camino limpio de interferencias, para que puedan discernir sobre lo que es lo más correcto posible y lo que no.

Con esto no estoy justificando su accionar. Tampoco lo juzgo, ya que no me compete. Pero ante tanto dolor intento buscar una respuesta valedera para ellos y la familia de la víctima de este hecho y de tantos otros, incomprensibles.

Todos somos víctimas del sistema corrupto y sin compasión. Los que tenemos a cargo el tutoriar de los jóvenes debemos redoblar esfuerzos para que los chicos entiendan la diferencia entre un partido que no es más que un juego con reglas acordadas y la vida cotidiana, que puede ser muy bella o puede transformarse en una tragedia si, por las interferencias, no distinguimos los correcto de lo que no lo es.


Renato Graziosi / 7mo. Dan Kioshi / Centro Energético Shuri Campana


 

La Interferencia
Por Renato Graziosi
Click en el botón para publicar una interacción con la noticia:

Te puede interesar





COMUNIDAD LAD:
#Ahora
@LADdigital
#CampaBA
#VillaDalmine
ECOSISTEMA LAD:
LAD.fm
CampanaINFO.com
Radios locales
Sociales de LAD
WEBS AMIGAS:
Fabiana Daversa
Clasificados Campana
Publicidad Local
Semanario del Pescador
CIUDAD CAMPANA:
Campana.gov.ar
@CampanaGov
Listas Twitter
Portal de Campana
 
Av. Ing. Rocca 161 (2804) Campana - Provincia de Buenos Aires
Tel: 03489-423631 - E-mail: info@laautenticadefensa.com.ar
WhatsApp: +54 9 3489 488321.-